Carta de una ciudadana a la que le preocupa Cristina Kirchner

Señora presidenta:

Cristina Frenadez de KirchnerCansada de escucharla repetir frases partidistas perimidas, impostando un tono de voz  seudo emocionado y recitando cada oración creída que nos muestra una verdad revelada, me  siento a escribir estas líneas porque así como usted, Señora Presidente, encuentra su desahogo en la verborrea desde preparados escenarios, yo lo intentaré desde la escritura, ya que no tengo los medios económicos para reunir un auditorio de tamaña magnitud.

Quiero desahogar en primer lugar la desazón que me produce cuando Usted hace uso y abuso de su condición de mujer. Se auto discrimina, se victimiza. Señora: estamos en el año 2008, hace casi una década que hemos comenzado el nuevo milenio, ya ninguna mujer occidental, profesional y dirigente se siente discriminada por ser mujer. No nos pasa por la cabeza ni sentimos en la piel esa sensación…gobernamos todo tipo de países, desde  súper potencias hasta emergentes, dirigimos mega empresas, somos científicas, ejecutivas,  eminencias en cada disciplina.

Es una postura obsoleta titularse discriminada por ser mujer, hasta me atrevo a decir que es infantil y caprichosa, la mujer occidental ya no se ampara en este prejuicio. Como mujer me da rechazo que Usted utilice este argumento para conmover  sensibilidades que no lograría de otra forma.

También quiero desahogar el pensamiento que tuve cuando la escuché decir que Usted es la primera mujer Presidente elegida por el pueblo en la Argentina, todos recordamos que Isabelita también lo fue, Vice por supuesto, pero luego llegó (muy parecida a Usted) y también tuvimos a Evita, quien no llegó pero que por momentos Usted recrea en el timbre de voz y en la cadencia de su discurso . No nos engaña…es un viejo símbolo del peronismo ortodoxo ‘la mujer peronista’ al lado de su pueblo y de su hombre que le posibilita la vanidad del poder. Sigue leyendo

Anuncios

Valores intangibles

Susana SechiEn estos días se ha podido escuchar al frustrado emperador bolivariano emitir los mas disparatados argumentos, desde polémicas interpretaciones sobre las FARC y el ELN, como defensa de esos terroristas en una apasionada versión que los ubica como revolucionarios emancipadores de Colombia. Esto hizo que la comunidad internacional tomara distancia de tan desquiciado personaje, quien anteriormente resultaba un excéntrico parlanchín megalómano, presto a protagonizar en todo momento un show mediático, digamos “el bufón latinoamericano, ese que ahora ya no le hace gracia a nadie.Mientras el lenguaráz y grosero mandatario venezolano cuestiona al gobierno colombiano creyéndose un Napoleón, informa estar desarrollando una estrategia militar conjunta con los gobiernos amigos de la región, advirtiendo que el ataque a cualquiera de los socios constituiría una agresión al conjunto, a la vez que acusaba de urdir un complot para invadir su imperio, a los EEUU y Colombia.

En tanto el discurso humanista apoyado en los valores intangibles de los socios del proyecto bolivariano hace caso omiso al pedido desesperado de la señora madre de la Doctora Molina, quien le imploró a Hugo Chávez interceda ante su padre putativo Fidel Castro para poder salir de la Isla, y como los Kirchner hizo oídos sordos a tal consideración humana por esas mujeres secuestradas por el estado terrorista cubano, quienes no parecen merecer mediación alguna por parte de esos que se dicen defensores de los derechos humanos. Sigue leyendo