Salvo pequeñas diferencias …

nestor kirchnerEn uno de los habituales discursos en que el Señor Kirchner se autofelicitaba por los logros de su gestión, comparó su proyecto político con el desarrollado por la Generación del 80, tiempo antes la Primera Ciudadana en una de sus giras por el exterior había señalado similares coincidencias, salvo por unas pequeñas diferencias …Realmente ambicioso en sus intenciones el Primer Mandatario al aspirar a un futuro similar al pasado más brillante de nuestro país, época en que la Argentina se encontraba entre los diez países más importantes del mundo, política, económica y militarmente, con un producto bruto superior al de España, Italia, Portugal y algún otro país europeo sumados, equivalente al 75 % del producto de toda América Latina y disputaba con los Estados Unidos espacios de poder en el continente.

¿Qué más pueden desear los argentinos que reconquistar una posición de privilegio como la señalada? ¿Quién se negaría a abrazar un proyecto semejante? Salvo está, por esas pequeñas diferencias …

El proyecto de la Generación del 80 estaba sustentado en el respeto irrestricto a una Constitución legada por Juan Bautista Alberdi, así como en sus enseñanzas en las que se privilegiaba la libertad sobre todas las cosas, verdaderas “herejías” para el pensamiento del Señor Kirchner solo interesado en la instauración de una dictadura marxista como es el sueño de su madre adoptiva Hebe de Bonafini, estas “pequeñas diferencias” son las responsables del aislamiento internacional que hoy sufre la Argentina, un país sin instituciones, donde una perversa ideología solo promueve el reparto de la pobreza y desata odios irracionales desde fantasmas del pasado.

El Presidente parece ignorar que sus compañeros en esa organización a la que dice haber pertenecido y militado en la década del 70, tenían como objetivo destruir lo que aún nos quedaba de ese pasado glorioso e importar desde Cuba un sistema político que repugnaba a la mayoría de los argentinos, por lo que le recomendaríamos se haga un poco de tiempo y lea “Bases y puntos de partida para la organización política de la República Argentina” y entonces seguramente comprenderá sobre lo que le estamos hablando.

Autor: Sigfredo Durán

Email: siggyduran@gmail.com

Fuente:La Historia Paralela 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: